Crónica Viaje Doñana PDF Imprimir E-mail
Escrito por Enrique Alabau   
Jueves, 15 de Octubre de 2009 18:54

Buen fin de semana el vivido por los senderistas de La Raña en Doñana. En primer lugar por el increíble tiempo que nos acompañó, el cual nos permitió una nueva práctica senderista, "el senderismo de playa", lo cual para algunos, nos convirtió, así de primeras, en "domingueros de playa". Lo cierto es que el buen tiempo para la playa y el excesivo calor para la práctica senderista, hizo que cambiasemos algunas de los planes que teníamos previstos, aunque es cierto que no muchos. De las dos rutas previstas, sólo pudimos realizar el sendero de La Rocina, cortito pero suficiente para admirar los paisajes del entreparque de Doñana, bastante seco por la falta de lluvias y que no nos dejó ver ningún animal.

 

El viaje comenzó bien ya el mismo sábado por la tarde. El grupo disfrutó de unas horas extraordinarias en la playa, a tan sólo cien metros del hotel. Increíble pero cierto: el excelente tiempo nos permitió pasear y bañarnos como si en pleno agosto estuvieramos. No lo dudamos mucho a la hora de meternos en el agua, aunque algunos lo dudaron bastante e incluso hubo algunas compañeras que no se mojaron ni los pies. La falta de bañadores pronto fue suplida por la proximidad del todo a cien en el que algunos adquirieron estupendos bañadores llenos de colorido.

El domingo teniamos previstas dos rutas, de las cuáles sólo pudimos realizar una, debido al excesivo calor. Este hecho fue aprovechado nuevamente para pasar parte de la mañana en la playa. De verdad parecía que estabamos en pleno agosto, por la cantidad de gente y por el tiempo. Los chiringuitos a pleno rendimiento y los senderistas de La Raña sin desentonar.

La tarde del domingo visitamos, en primer lugar, la localidad de Niebla, en la que pudimos ver el castillo, con unas impresionantes vistas del puente romano por el que se accede a la localidad y dentro del cual pudimos entrar en las mazmorras en las que se ha instalado un museo con numerosos elementos de tortura.

El lunes, la joya de la excursión, visita al Parque Nacional de Doñana. Hubo que madrugar pues la viisita comenzaba a las ocho y media. Es igual. Nuestro grupo está hecho a todo. A la hora señalada todo el mundo en los autobuses que durante cuatro horas nos trasladaron al corazón del parque y todos sus ecosistemas: playa, marismas, dunas. ¡Qué maravilloso viaje! Lástima que las lluvias no hayan llegado todavía. Aun así el paisaje es espectacular. No sabes cuál de todos los ecosistemas te atraen más. Es algo espectacular. Hay que felicitar al Parque por los excelentes guías que nos acompañaron y que de una forma muy clara nos explicaron todo lo relativo a la fauna, vegetación, etc....

No hubo para más. Aparte de lo visto y lo sentido en esta excursión, el nivel de relación entre el grupo ha sido como siempre, excelente. Hemos pasado muy buenos ratos. Nuestro compañero Pedro, se ha destapado como un gran fotográfo que sabe hurgar en los entresijos de cada uno de nosotros. Jose, el conductor, se ha convertido en un excelente finalizador de películas. Por una vez, Pablo se ha portado y ha anguantado con sus cosas sin quejarse.

Quiero aprovechar este artículo para felicitar a todos los que han participado en este viaje. Tal vez habrá habido algún que otro fallo, pero nada que no se pueda solucionar.

Se me olvidadaba. Tanta emoción nos entró en cuerpo con el baño, que alguna de nuestras compañeras perdió el anillo dentro del agua. Parece ser que lo que ocurrió fue que se le olvidó en su casa. 

 

 

Conectados

Tenemos 33 invitados conectado(s)

Visitas

mod_vvisit_counterHoy39
mod_vvisit_counterEsta Semana1787
mod_vvisit_counterEste Mes4528
mod_vvisit_counterTotales704350

Free template 'Colorfall' by [ Anch ] Gorsk.net Studio. Please, don't remove this hidden copyleft!